Inicio /  /  Big Valise, una maleta que despierta la creatividad escolar

Innovación docente

Big Valise, una maleta que despierta la creatividad escolar

Big Valise, una maleta que despierta la creatividad escolar Trabajo escolar en un centro de El Espinar, en Segovia (Foto: Kike Para)

El proyecto “Big Valise”, impulsado por el Museo Thyssen-Bornemisza y la Fundación BBVA para fomentar la creatividad de los alumnos, llegará en este curso a seis nuevos colegios, después de que el pasado año académico recorriera diez centros de toda España.

La iniciativa se encuentra destinada a profesores y alumnos de todas las edades, desde infantil a educación para adultos, y busca potenciar el conocimiento del territorio físico y afectivo del alumnado a partir de una gran maleta viajera, que incorpora contenidos didácticos en torno a algunas obras del museo y cuyos fondos van creciendo en cada nueva escala, ha informado la Fundación BBVA en una nota.

Este proyecto, que forma parte de las actividades de “Coger el testigo” y Musaraña, el laboratorio de innovación docente del Museo Thyssen-Bornemisza, combina artes plásticas, música y movimiento con el fin de generar nuevas experiencias educativas. En palabras de Ana Andrés, una de las responsables del programa, “la idea de Big Valise es que los propios alumnos, con el apoyo de los profesores, se puedan acercar a las obras de arte y también desarrollar sus propias obras seleccionando objetos que hablen del territorio o de su propia identidad”.

La maleta que recorre España parte de la obra de los artistas Joseph Cornell y Kurt Schwitters, que recuperan materiales desechados u olvidados para darles una dimensión más poética. El cuaderno de bitácora que viaja con la maleta incluye dos de las obras de estos artistas y ofrece pautas sobre cómo desarrollar el trabajo durante el mes que se queda en el centro, añade la nota.

Colaboración

De este modo, alumnos y profesores exploran los diferentes cajones que contiene la maleta y los cuadernos de bitácora que cada centro añade para explicar qué representa la obra que han aportado. A partir de ahí, deben crear su propio cajón que incorporarán junto al resto, con algo que les represente para que los otros centros a los que la maleta viaje puedan conocer su identidad.

Según ha explicado la Fundación BBVA, que colabora en el proyecto, durante el curso académico 2016-2017 la maleta recorrió 10 centros de toda España, y los cajones que fueron realizados por alumnos de diferentes edades se expusieron el pasado otoño en el Museo Thyssen-Bornemisza. En este curso 2017-2018 participarán otros seis centros, repartidos entre Madrid, Segovia, Salamanca y Murcia.

Además de Musaraña, el Programa de Aplicaciones Digitales y Recursos Educativos del Museo Thyssen y la Fundación BBVA incluye ConectaThyssen, que pone a disposición del público de forma gratuita apps para smartphones y tablets que permiten descubrir detalles de los cuadros inapreciables a simple vista gracias a la digitalización en calidad gigapíxel, convertir la visita al museo en un juego de detectives, desarrollar la creatividad artística o conocer mejor los fondos permanentes y las exposiciones temporales de la pinacoteca.




Secciones:        
Periodista especializada en Educación, Universidad e Investigación.