Inicio /  /  Erasmus+ abre Europa al resto del mundo

Política común

Erasmus+ abre Europa al resto del mundo

Erasmus+ abre Europa al resto del mundo Más de nueve millones de jóvenes europeos han pasado por el programa en sus 30 años

La Comisión Europea ha propuesto abrir la puerta del programa de intercambio Erasmus+ a terceros países, a través de la combinación de la movilidad física y virtual de los estudiantes. Entre sus objetivos figura el de promover la identidad europea y ofrecer a los jóvenes la oportunidad de descubrir la herencia y la diversidad de la UE.

Más de nueve millones de jóvenes europeos han pasado por el programa Erasmus+ a lo largo de sus 30 años de funcionamiento, desde su creación en 1987. Ahora, entre los planes de la Comisión Europea para el periodo 2021-2027 figura el de reforzar las relaciones con países extracomunitarios, entre los que para ese periodo ya estaría Reino Unido tras el proceso de ruptura del Brexit.

Esta apertura se realizaría a través de la movilidad tanto física como virtual de los estudiantes. En este sentido, el pasado mes de marzo, la Comisión Europea puso en marcha la iniciativa Intercambios Virtuales Erasmus+, un complemento a la movilidad física tradicional para fomentar el diálogo intercultural y mejorar las competencias de al menos 25 000 jóvenes mediante instrumentos de aprendizaje digital. Este proyecto, que en un futuro podría ampliarse a otras zonas del mundo, incorpora a los 33 países de Erasmus+ y a la ribera sur del Mediterráneo: Argelia, Egipto, Israel, Jordania, Líbano, Libia, Marruecos, Palestina, Siria y Túnez.

El organismo comunitario ha propuesto también doblar el presupuesto del programa de intercambio hasta los 30.000 millones de euros (frente a los 14.700 millones del marco 2014-2020), que incluirían 25.900 millones destinados a educación y formación, 3.100 a juventud y 550 a deporte. De esta forma, se aspira a triplicar el número de beneficiarios y llegar a los 12 millones de jóvenes, que no sólo serían universitarios sino también escolares, profesores, jóvenes trabajadores, estudiantes de formación profesional o adultos.

La CE considera que, al duplicar los fondos, el programa será más efectivo a la hora de dar soporte a los objetivos de creación de un Área de Educación Europea para 2025, de apoyar a los jóvenes y de promover una identidad común mediante políticas de juventud, educativas y culturales. Otro de los objetivos será, por otro lado, favorecer la participación de colectivos sociales desfavorecidos y prestar mayor atención a nuevos campos de estudio como las energías renovables, el cambio climático, la ingeniería medioambiental, la inteligencia artificial o el diseño.




Secciones:        
Periodista especializada en Educación, Universidad e Investigación.