Inicio /  /  El examen de inglés se convierte en juego

Gamificación

El examen de inglés se convierte en juego

El examen de inglés se convierte en juego "Quiz your English" es otro desarrollo tecnológico del departamento de la Universidad de Cambridge

Cambridge Assessment English desarrolla un examen para el nivel A2 basado en la gamificación, que persigue entre otros objetivos conseguir que los estudiantes puedan sumergirse en la dinámica del juego y olviden así los nervios y la ansiedad que suelen generar las pruebas.

Cambridge Assessment English ha presentado en la Conferencia Innovate ELT celebrada en Barcelona algunas de sus propuestas de aprendizaje de inglés basadas en la gamificación. Así, entre los alrededor de 60 recursos que el departamento de la Universidad de Cambridge ha puesto a disposición de los usuarios, que cubren todas las destrezas y niveles de aprendizaje, figuran “Quiz your English”, un juego de preguntas y respuestas que permite competir a estudiantes de todo el mundo con un nivel B1-B2. A ello se suma el juego “The Lighthouse”, propuesta en la que los estudiantes podrán examinarse en un nivel A2 a través de un juego que incluye la evaluación de la lectura, comprensión oral, gramática y vocabulario.

Este tipo de examen tiene entre otras ventajas la de conseguir que los alumnos se sumerjan en la dinámica del juego y olviden, de esta manera, los nervios y la ansiedad que generan estas pruebas. “El reto que tenemos por delante es cómo podemos utilizar los datos que nos proporcionan las investigaciones más recientes para que sirvan como base de las decisiones que tomamos acerca del uso de los juegos en el aprendizaje, para así trasladarlas a los educadores”, apunta Mary Whiteside, investigadora de Cambridge Assessment English

La gamificación supone una de las piezas fundamentales de una serie de desarrollos tecnológicos que se centran, a su vez, en los “test de diagnóstico”, que ayudan a los profesores a detectar problemas y ofrecen una evaluación personalizada de la que se desprende una información valiosa para que los docentes puedan adaptar sus clases a las necesidades específicas.

“Nuestro objetivo es obtener más detalles de los resultados de los estudiantes para así identificar cuáles son sus aciertos y sus errores y ayudarles a alcanzar sus objetivos”, señala Tom Booth, responsable de productos digitales de Cambridge Assessment English, quien aclara que “no queremos perder el tiempo en desarrollos tecnológicos muy grandes que no garantizan que tengan una utilidad, sino que preferimos hacer cosas más sencillas que nos permitan mejorar paso a paso”. En este contexto se enmarca “Quiz your English”, que cuenta con miles de millones de usuarios, o los MOOC (cursos abiertos masivos en línea) para que los alumnos mejoren la preparación de sus exámenes.




Secciones:        
Periodista especializada en Educación, Universidad e Investigación.