Inicio /  /  Méndez de Vigo: “Hay que plantearse el precio de los estudios universitarios”

UNIVERSIDAD TASAS

Méndez de Vigo: “Hay que plantearse el precio de los estudios universitarios”

Méndez de Vigo: El ministro de Educación, Íñigo Méndez de Vigo, en el Archivo de Indias de Sevilla. EFE/Archivo

El ministro de Educación, Íñigo Méndez de Vigo, ha indicado que hay que plantearse "el tema del precio de los estudios universitarios" en España, donde hay una horquilla de precios que compete "a quienes las fijan", en alusión a las comunidades, y sobre la que los estudiantes pagan de media el 20 % del coste total de las titulaciones.

Méndez de Vigo, intervino en el coloquio “El Ágora de El Economista”, y respondió así al ser preguntado por si deberían abaratarse las tasas de matrícula que pagan los alumnos, y anunció que tratará este y otros asuntos con el nuevo presidente de la Conferencia de Rectores, Segundo Píriz.
No obstante, criticó a quienes quieran convertir la campaña electoral en un “mercado persa” de muchas promesas que luego no se cumplen, lo que causa “desafección” entre la población.
También negó que él quisiera decir “en ningún momento” que los universitarios españoles fueran demasiados, sino que cree en la libertad de los ciudadanos como “capital” para elegir los estudios que desean cursar.
Aseguró que sus declaraciones del 18 de noviembre pasado en un foro hispano-alemán celebrado en Berlín “no se entendieron bien”, pues se refería, explicó, a la proporción diferente de alumnos universitarios y de FP que hay en España y en la UE.
“Va demasiada gente a la universidad. Tenemos que equilibrar” el número de estudiantes universitarios y de formación profesional, dijo el ministro entonces.
Ha insistido en que la FP debe ganar “aprecio social” en España y que se fomentará la de tipo dual por medio de acuerdo con las Cámaras de Comercio y con Alemania.
Volvió a hablar de la necesidad de un pacto nacional de educación basado en el consenso y centrado en profesorado.
Al mismo tiempo, defendió las evaluaciones externas de Secundaria -al margen de cómo se decida aplicarlas- y las asignaturas troncales, ambas previstas en la Lomce.
“Perseveremos en esas cosas e incorporemos otras”, pues las diferencias políticas “no son tantas”, aunque sí hay “mucho postureo”, aseguró.
Insistió también en la libertad de los padres para elegir la educación de los hijos y en garantizar que nadie se quede sin estudiar por motivos económicos.
El Gobierno cree que ese acuerdo “es posible”, enfatizó, y pidió esforzarse para conseguir la legislatura próxima “sin hacer tabla rasa”, en alusión a los partidos de la oposición que demandan que la Lomce sea derogada.
Prefirió no pronunciarse sobre posibles reformas docentes a la espera de recibir el “borrador” de propuestas del libro blanco de la profesión que le encargó al profesor José Antonio Marina, con la intención de “abrir un debate nacional”.
Aseguró que la Lomce se cumple con “normalidad” en todas las comunidades y que la Alta Inspección educativa se ocupa de que sea así, preguntado concretamente por Cataluña.
Por último, dijo que le “encantaría” seguir en el cargo la legislatura próxima.




Secciones: